martes, 15 de febrero de 2011

ELENA MATEOS









Menciona a:
Rocío García
Angie Pérez Fernández
Cristian Alcaraz
Cristina Castro Moral
Raquel Silva León
Manuel Fernández Mota



Biografía


Nace en Algeciras en 1991, y todavía nadie sabe para qué. Cree que debería llamarse Elena con H. Actualmente cursa el segundo año de Filosofía (sin Letras) en la Universidad de Sevilla. Ha ganado algunos certámenes, ha sido publicada en alguna recopilación, y escribe frecuentemente en su blog. Su segunda familia es la generación Mollina, la Escuela de Escritores creada por PAPEL. La inexperiencia es el único concepto capaz de abarcar toda su vida.

http://dulcenitroglicerina.blogspot.com/

Poética


Cubre mi alma
una coraza de sal
maldita,
retiene su lágrima y su sangre,
la cubre y protege
la aísla,
para siempre;

incluso los poemas
saben a océano.




Poemas



Tierras ebrias


Devuélveme mis orejas mis pulmones
mis gemelos palpitantes mis pulgares.
por favor devuélveme todas las noches
que llevo soñándote incandescente
devuélveme los periódicos gratuitos
las esquinas los orgasmos
las lenguas rastreadoras.

Devuélveme el caos el tornado
los últimos mareos y desgastes,
las bisagras engrasadas de mis piernas
y las cuerdas de anudan mis tobillos
cuando mis cuevas no tienen sed.
devuélveme mis pecas mi vientre
los cinco chupitos de tequila
el vómito la carrera el humo la sal…

Porque llevo veinte noches
soñándote incandescente
y somos de esos que no piden,
que no quieren ni vida ni boda ni veda.
(corta vereda…)
pero sí verdad

II
Pareces tan bonita así sin aceras,
no dejas de estudiar la galaxia
a través de una cruzcampo,
aunque prefieres darle tiempo
al inagotable tabaco de liar
si besas el CO2 que a ti te agota,
y calientas el ambiente.

La gente que te mira sabe
que buscas cosas perennes.

La gente que te mira pero
no traspasa el fin del mundo
no sabe dónde se dejó la cabeza
o los calzoncillos.

Esta noche se te ve apaleada,
tienes papel pero no polen,
y sí, sí, sí, es el único papel
que tras tantos prólogos
te puede sentar bien.

Kilómetro 19
cierro los ojos para comprobar cuánto aguanta mi alma sin respirar.

mi corazón se va resbalando por los cuatro muros de esta tierra.

no valen recuerdos en carretera, no valen mimos.

mi alma recoge aire porque, si no siente, también se resbala.

ya la tierra está dormida, el mundo sobre ella no existe.

cierro los ojos. mi alma siente.

la muerte es la única despierta.
Ícaro voló
debajo de mis senos.
Todo
debajo de mis senos.


sólo sé dos cosas:

el sueño y la muerte.

4 comentarios:

juan bello dijo...

Me gusta el final de kilómetro 19. Pero seguro que la autora sabe alguna cosa más ;)

José Antonio Fernández dijo...

Una poesía muy interesante. Tal vez sería bueno conocer el nombre de su blog para seguir la trayectoria de la autora. A mí, personalmente, me interesaría.
Saludos.

Karla Preciado dijo...

A mi también me gustaría conocer la dirección de su blog.

Saludos!

Algeciras fotocontrastes dijo...

Felicidades Elena, te lo mereces. Yo que la sigo muy de cerca os informo que su blog es:
http://dulcenitroglicerina.blogspot.com/