domingo, 20 de septiembre de 2009

ISABEL MARTÍN SALINAS

























Mencionada por:
Esperanza García Guerrero

Menciona a:
Garcilaso de la Vega
Fray Luis de León
San Juan de la Cruz
Francisco de Quevedo
Federico García Lorca
Edith Checa
Esperanza García Guerrero
Miguel Hermoso
Carmen Valladolid



Bio-bibliografía

Dramaturga, ensayista y poeta. Ha sido finalista para el Premio Andalucía de la crítica 2012 en la modalidad de Teatro por sus textos dramáticos El hoyo 18.Un soplo de viento. Ha colaborado como guionista en el Magazín “A pleno sur”, de Canal Sur Radio, Almería (1989-1992). Parte de su producción poética se encuentra ya en sus textos teatrales. Musicaliza y canta sus propios poemas. Como cantautora acaba de presentar su primer disco¸ Para siempre conmigo. Es autora del libreto para ópera El Maestro.
Publicaciones: El pozo. La noche de Diógenes. ¡Menos cuento! Teatro Escogido. IEA, Almería, 2007. Collar de cerezas. Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes. Teatro español. Siglo 21º, Alicante, 2007.Rita, en Mujeres para mujeres. Teatro breve. Varias autoras. Instituto Andaluz de la Mujer-Jirones de azul, Sevilla, 2009. El hoyo 18. Un soplo de viento. Teatro en internet nº 8. Consejería de Cultura, Sevilla, 2011. Sombra mía. Narrativa. Málaga, 2009.Hispania, Hispania. Segundas partes. Verano del membrillo. Instituto de Estudios Almerienses, 2012. A ráfagas tu nombre. Poemario. Ediciones Torremozas, Madrid, 2014.
En antologías y revistas literarias: A contrarreloj.  Editorial Hipálage, 2007; Poemas para un minuto.  Editorial Hipálage, 2007; La mujer en la poesía hispanomarroquí. Tetuán, 2009; Versos para derribar muros. Los libros de Umsaloua, 2009; Miradas sin fronteras. Ediciones En Huida, 2012; Miradas sin fronteras. Ediciones En Huida, 2013; Miradas sin fronteras. Ediciones En Huida, 2014; Antología poética. Bicentenario de Gertrudis G. de Avellaneda. Los libros de Umsaloua, 2014; Álora, la bien cercada. Nº 27, 2010. Pág. 60; Espacio habitado. Nº 1, Invierno, 2011. Pág. 48.
Música con sus poemas: Para siempre conmigo, EP producido por Mundo Sinfónico y distribuido por Somar Music.


Algunos enlaces con sus textos:




Poética

Confieso que:
Persigo una proética y una proestética.
Amo la poesía culta y la popular, a partes iguales.
Quiero conjurar la vida con palabras, y cuando no son suficientes las palabras, les añado
música, a ver si así…



Poemas



La negra arquitectura
que promete la tarde
–un juramento de dolor y nieve–
desciende mientras miro
 mi sombra hacerse noche.
A ráfagas tu nombre. Ediciones Torremozas, Madrid, 2014.


Corrí por las aceras
sin respetar los límites,
pegada a las paredes
para no evidenciarme;
había alzado los ojos
implorando un futuro
cuando vi la esperanza
huyendo con lo puesto.
Ni un espejo encontré
donde saldar mi angustia.
Sobrecogida aún
por la melancolía
de las horas robadas
a las auroras muertas,
seguí corriendo entonces
y me encontré conmigo en una esquina:
no me reconocí.
De Me remito a las sombras. Inédito.


Quiero
tenderme sobre el mar
a merced de las olas
y que me mire el sol
y me confunda con la espuma.
Quiero
  que todo quede quieto y en silencio.
Quiero
 desprenderme de todo
cuanto me identifica
y ser una llanura
que todos desconocen.
Quiero
ser una isla en el confín del tiempo.
 Quiero
transcurrir como un río
solitario y profundo
y buscar en la orilla
un rumor de paisajes.
Quiero
 el refugio del agua entre la hierba.
Alcanzar    la quietud del mar,
 recorrer   el ímpetu del viento.
Del EP Para siempre conmigo. Isabel Martín Salinas. Mundo Sinfónico. Somar Music.


Penas nuestras han sido
el abono del mundo,
oscuro sedimento
de todo cuanto crece.
El suelo es nuestro lecho,
siempre como desnudos
árboles que mostramos las raíces.
Olas furiosas somos
y vosotros, el viento;
como bocas airadas
gritan nuestras heridas.
Abono, heridas, bocas,
olas, árboles, penas:
los pobres somos la sal de la tierra.

De Voces de Las Letanías.




Sé que no tienen culpa
tus muslos, confiados
y hambrientos como dos cachorrillos
ante los pechos que los amamantan.
Hace ya mucho tiempo que me angustia
esta inocencia de su piel desnuda.
Sé que sobre su cándida tibieza
gravita la distancia que nos rige.
Lloro mi deserción y tu abandono
y, para resarcirlos,
postergo las cenizas de este amor apagado
cuando beso tus muslos inocentes.

De Segundas partes.