lunes, 12 de marzo de 2007

MIGUEL MAS
















Mencionado por:
Alberto Gimeno

Menciona a:
Antonio Cabrera



Bio-bibliografía

Nació en 1955, en Valencia. Es doctor en Filología hispánica por la Universidad de Valencia y profesor de Literatura. Aunque ha cultivado y cultiva el ensayo, su tiempo lo dedica fundamentalmente a la creación literaria. Desde 1977 ha publicado un poema largo, Frágil ciudad del tiempo (1977), seguido de cinco libros de poesía: Celebración de un cuerpo horizontal (1978). La hora transparente, que fue Premio de Poesía “Ciudad de Valencia” en el año 1985. Las ocasiones perdidas, publicado en el año 1990. Oscura como la carne, editado, como el anterior, en Sevilla, en 1992. Amanecer clandestino. Valencia, 1998. Y En un lugar extraño. (En prensa, editorial Pre-Textos). Junto a estos libros de poesía, ha publicado otro de reflexiones personales, cercano al género del diario, titulado Apuntes numantinos, en 1998. Parte de estas obras han sido traducidas al francés, inglés, italiano y búlgaro y sus poemas han sido recogidos en diversas colecciones de poesía desde el año 1982 hasta la fecha. Algunas de esas antologías son: Florilegium (Poesía última española), de Elena de Jongh Rossel en el año 1982. Postnovísimos, de Luis Antonio de Villena, en el año 1986. Abanico (Antologia della poesia spagnola d'oggi, de Emilio Coco, en el año 1986.




Poética

Desde que tengo uso de razón (poética) han variado muy poco mis ideas sobre la poesía y los poetas. Mis lecturas son pocas y casi siempre las mismas. Como se ve, soy un autor poco evolucionado. Y lo que es peor: estoy encantado de serlo. Detesto la poesía útil (si es que existe), la poesía-instrumento, la poesía-que-se-compra-en-los-quioscos como una chuchería más. No entiendo –parece mentira que lo diga un profesor de literatura- qué diablos son las generaciones, ni qué diablos es la poesía de la experiencia, pero sí que me apunto a la poesía como experiencia, a la poesía como reflexión íntima –con su valor universal y todo-, a la poesía como provocación de emociones y creación de mundos. Quiero decir, como se ve, que me interesa tocar fondo (perdón) y no andar haciendo castillos de arena con las palabras. El resto, ya veremos.

2 comentarios:

Jesús Aparicio González dijo...

Es un autor que me parece interesante por alguna lectura suya que recuerdo.
No veo aquí sus poemas y me gustaría ver alguno reciente.

Raquel dijo...

Es un magnifico profesor, me encantan sus clases